Oración para los hijos y nietos

 

Padre Celestial, estoy muy agradecido,

te doy Señor, infinitas gracias por lo grande que eres,

por lo bueno que has sido conmigo,

me siento realizado como padre y/o madre,

me has permitido ver crecer a mis hijos y nietos

dentro del núcleo familiar.

Ha sido una gracia de Dios haberlos tenido,

hoy recojo los frutos de mis hijos

ya que soy abuelo, gracias Padre mío.

Padre, te pido protección para ellos,

así como tú me la has dado has lo mismo para con ellos,

se lo merecen son jóvenes y niños con un alto grado

de responsabilidad, criados con valores y principios.

Señor mío, te pido en esta oración escuche mis ruegos,

cúbralos con su manto bendito para que los proteja

de todo peligro, Usted con su inmensa misericordia

y tu infinita bondad indícales el camino,

dales sabiduría, luz, claridad en sus pensamientos

para que sepan sortear las dificultades

que se le presenten y tomen la mejor de las decisiones.

Hoy puedo decir soy un afortunado por la gracia de Dios,

me siento realizado, mis hijos y mis nietos

tienen un sitio especial en mi corazón,

así como Usted me llena el alma, espíritu y mente,

ellos lo hacen también en este plano terrenal, son mi felicidad.

Con mucha fe, por el amor que siento por ti Padre mío,

te ruego has de ellos hombres y mujeres dignos,

buenas personas, bondadosos, transparentes,

amorosos, y creyentes de tu palabra.

Santo Padre, pongo en tus manos a mis hijos y nietos

que son tus hijos también dales luz a sus conciencias,

paz a sus espíritus, alegría y felicidad a sus corazones,

llénalos de fortaleza, fuerza, energía, amor,

esperanza, y sobre todo de FE, limpia sus corazones

para que sean dignos de ti Señor, te alabamos Señor.

No permitas que mis hijos y nietos se contaminen

de antivalores, del consumismo, del querer tener

y no del querer ser, apártalos de toda tentación.

Aléjalos del peligro, de malas compañías,

de personas que quieran influir en ellos,

de personas toxicas y con mentes retorcidas,

cuídalos, protéjalos y ampáralos de los peligros,

de energías negativas, del maligno que siempre

anda al acecho de mentes débiles.

Dios Padre Celestial, te doy infinitas gracias

por todo lo que me has dado, escucha mi voz,

agradecido estoy de mis hijos y nietos llénales sus corazones de ti

 Amén.

¿Debemos enseñarle a nuestros hijos y nietos la palabra del Señor?

Es importante y fundamental crearles desde pequeños el hábito de orar, rezar, de decir una oración para los hijos dirigida al Señor antes de acostarse y en la mañana al levantarse dándole gracias por lo bueno y maravilloso que es con nosotros, de esta forma le estamos dando una formación cristiana basada en los valores de Dios, formándose en los principios religiosos.

La responsabilidad de los padres no es solo darles vestido, alimentos, educación, medicinas, sino también valores, principios; darles un ambiente sano que escuchen la palabra de Nuestro Señor. Debemos enseñarles a que se defiendan, protegerlos e indicarles que estamos en este mundo por la voluntad de Dios Padre y que a él le debemos todo lo que somos para que en un futuro sean la generación de relevo y superen incluso a sus padres.

Por ello que se dice “Si nuestros padres fueron mejores que nuestros abuelos nosotros daremos una progenie más capaz”, el hombre nuevo, que sean capaces de tomar las nuevas generaciones las grandes decisiones que requiere esta sociedad en donde hay mucha injusticia, inequidad, mala redistribución de la riqueza que en estos momentos está muy debilitada.

La fe y la Esperanza es lo que hace que el mundo como tal exista todavía, y solo Dios sabe cómo se van a dirimir los conflictos, la solución no son las guerras, buena parte de estos problemas se corrigen con hombres y mujeres comprometidos con la paz. Y si formamos al hombre nuevo con valores y principios serán ellos nuestros nietos que podrán ver un mundo mejor y más justo.